Sígueme en Facebook

7 de diciembre de 2015
One comentarios

La suerte hay que sudarla

20:10
Chapurreando el inglés

Siempre fui un alumno 4,8 en inglés. Los profesores querían "motivarme". Durante la Universidad me di algunos paseos por Europa y tomé conciencia del chapu-inglish que tenía. 

Tras la carrera me di una cura de humildad y decidí empezar desde 0. Empecé estudiando por mi cuenta, y así sacarme las certificaciones oficiales, presentándome incluso a la que te regalan con la EGB. Me arriesgué a decir “no” en mi trabajo cuando insinuaban que alargara mi jornada y me saltara las clases que contrataba al acercarse el examen. Mis amigos me trolleaban preguntándome si tenía algo en la boca cuando intentaba pronunciar bien. Me he despertado con la BBC radio, Vaughan radio, 6 minutes English o Ted. Habré ido a más de 100 intercambios de inglés, no siempre con ganas. Me he perdido muchos chistes de “How I met your mother” o “Big Bang Theory” por verla sin subtítulos. 

Han pasado los años y ahora soy C1. Un exprofesor de academia no me reconoció el mes pasado en un intercambio, me dijo que pronunciaba muy bien y me preguntó dónde había aprendido. Pero lo más importante es que ésta semana dejo una empresa que me frustraba porque me ha fichado una empresa inglesa que está montando su sección informática en mi ciudad. Sigo escuchando que “tengo mucha suerte” cambiando de trabajo, pero pocos me preguntan cómo lo consigo.


La suerte hay que sudarla.

1 comentarios:

  1. Felicidades, cuanta razón hay en tus palabras!

    ResponderEliminar

 
Toggle Footer
Top